La niñera recibe su merecido con mucho placer.